Lotus Neo Thai

Dirección: Ortega y Gasset 1782 – Palermo

Una experiencia sensorial. Eso es lo que le garantiza este restaurante de las Cañitas, de lo más recomendable en lo que refiere a gastronomía oriental. Además es el único avalado y recomendado por la embajada de Tailandia. La ambientación del lugar se asemeja a un jardín de flores de loto. Mesitas bajas para que los comensales se sirvan del centro de la mesa, lámparas con forma de flores y música para meditar son algunos de los atributos que le permitirán explorar sensaciones diferentes. El paladar es también agasajado en Lotus Neo Thai con un menú de lujo. Las especialidades son los langostinos fríos con coco y salsa agridulce de tamarindo o soja y fideos de arroz salteados con cerdo, pollo, camarones y maní.

Green Bamboo

Dirección: Costa Rica 5802 – Palermo

Se trata de un lugar pequeño con una ambientación cálida donde un gran buda ubicado en un extremo de la barra da la bienvenida y hace las veces de un maestro de ceremonias. Hay que colocarle una moneda en su boca, y acariciarle la panza en un ritual para asegurarse prosperidad. Cuenta la leyenda de sus jóvenes creadores, que si el Buda se rompiera, el lugar se cerraría.
Es un lugar muy recomendable para los amantes de la comida vietnamita. Los platos están excelentemente elaborados, en una combinación de productos y sabores en su justa medida y presentados de modo original y con muy buen gusto, sobre hojas giantes de plátano, cocos naturales y con una vajilla que no descuida ningún detalle. La atención es muy buena y es aconsejable prestar atención a las sugerencias de los camareros. La carta es pequeña pero ofrece buenas opciones entre varios tipos de carne y pastas orientales. El barman Peter siempre ofrece el trago del día. Recomendamos el Goldy Soul preparado a base de cassis, jenjibre, limas , vodka y sake. Las entradas y los postres ofrecen delicias exóticas y excelentemente preparadas. Y como plato principal es imperidble el Duaton, un curry a base de mariscos y salmón blanco marinados en galanga y chili dulces, cocidos en leche de coco y aceite de palma, acompañado de maíz, tomate cherry, cilantro, chips de coco caramelizados y arroz.
Hay que reservar porque siempre está lleno.