El Beso

Dirección: Riobamba 416 – Balvanera Once

En una ambientación que fusiona un ambiente de disco de los ´70 y una típica milonga porteña, este salón propone su milonga cotidiana con mucha aceptación por los más expertos milongueros. Hay clases diariamente a partir de las 19:00 horas y por el mismo importe que se abona por las mismas, se puede permanecer en la milonga.
Días y horarios: Martes, a Domingos 22:00 horas

Pareja en la pista
Pareja en la pista

Sin Rumbo

Dirección: José P. Tamborini 6157 – Villa Urquiza

Una de los clubes más tradicionales del famoso barrio milonguero de Villa Urquiza de características bien diferentes a las típicas “Confiterías del Centro” (donde se consumía champagne y whisky, en vez del fernet de los clubes). Allí acuden los que bailan de verdad ese estilo de club, milonguero y característico que se mantiene genuino en su esencia, inalterable a pesar del paso del tiempo.

La Marshall

Dirección: Maipú 444 – San Nicolás

Es la milonga gay por excelencia de Buenos Aires que tiene sus propios códigos y rituales. En el momento de encuentro en la pista, allí la pareja se pone de acuerdo en los roles de conductor o conducido, que pude variar en el transcurso de la noche y de acuerdo con la eventual pareja de baila. Es un ambiente muy agradable y distendido muy concurrido por turistas y público hetererosexual que lo elige por su consigna de libertad, donde no se sienten observados ni juzgados por su nivel de baile. Se dictan clases a partir de las 21:00 horas y en general, luego todos los alumnos se quedan a bailar. Suelen proponer distintos shows de orquestas en vivo y exhibiciones de parejas de baile.
Miércoles 22.30 hs.

Entrada del local de tango
Entrada del local de tango

Salón Canning

Dirección: Scalabrini Ortiz 1331 – Palermo

Su piso de madera es muy codiciado por el bailarín de tango. Se trata de un gran salón donde se puede cenar o tomar algo y es muy concurrido tanto por los más famosos milongueros como por los turistas. Permanece abierto de lunes a domingos, aunque cada día está en manos de un organizador diferente.
Los lunes, martes y viernes se transforma en la milonga Parakultural. Lleva el nombre de un histórico lugar del under porteño que estaba ubicado en pleno barrio de San Telmo. Allí todas las ramas del arte tenían su espacio de expresión, y fue en su última época donde el tango se sumó a su propuesta. Su mentor fue Omar Viola quien luego creó una famosa y particular milonga llamada La Catedral, donde en un clima distendido abrió las puertas del tango a otros sectores que recién comenzaban a animarse a bailar. Atrajo a un público bohemio y rockero que salía a la pista sin prejuicios ni exigencias cambiando el traje por el jean y las zapatillas.
Ese mismo organizador es quien hoy produce en este lugar convencional, su milonga Parakultural, en recuerdo a ese lugar emblemático. Allí se mezclan ambos públicos con sus estilos y sus costumbres. Pero con el agregado que ha mejorado notablemente el nivel técnico del baile, ya que está en manos de todos poder aprender y perfeccionarse gracias a la nutrida oferta de clases ofrecidas en cada lugar.
Los jueves está en manos de otro organizador y toma el nombre de milonga “Rouge Tango” en su versión vespertina y nocturna., El resto de los días es la milonga del Salón Canning, siendo los sábados y domingos, los más concurridos y populares.
Hay clases todos los días a las 21:00 horas, y por el valor de la misma, los alumnos luego pueden quedarse en el salón a milonguear. La pista se abre a las 23:00 horas, aunque suele alcanzar su esplendor entre la medianoche y la 02:00 de la mañana.
Días de milonga: Lunes a Domingos Horario: Entre las 23:00 y las 05:00 horas

La Viruta Tango

Dirección: Armenia 1366 – Palermo

Muy popular por la masividad de sus clases, “abrió sus puertas a todos” en un ambiente descontraido y poco exigente en la pista, donde “los nuevos” pueden animarse a bailar junto a los grandes milongueros. Es la milonga de la gente joven por excelencia y de “gente suelta” (que concurren solos sin parejas ni amigos) porque allí van encontrando sus pares y compañeros de baile.
Se trata de un gran salón donde se pueden consumir todo tipo de bebidas y comidas ligeras y siempre existe alguna sorpresa artística para sus asistentes: desde exhibiciones de destacadas parejas de baile hasta shows musicales y todo tipo de eventos que suelen agotar su propia capacidad.
Luego de las clases, el inicio de la apertura de la milonga está marcada por la exhibición de baile que ofrecen todas las parejas de profesores en conjunto.
Hay milonga los días miércoles, viernes, sábados y domingos a partir de 23:30 horas y suelen extender su horario hasta el amanecer.
Expandió sus posibilidades como salón de baile, ya que si bien el tango es el protagonista fundamental, allí también se baila rock ´n roll, folklore y salsa.
Las clases están divididas por seis niveles y se dictan todos los estilos en días y horarios determinados.
Clases de tango: días miércoles, jueves, viernes, sábados y domingos.
Clases de milonga: días miércoles, sábados y domingos
Clases de rock n´roll: días miércoles y domingos
Clases de salsa: días viernes
Clases de folclores: días jueves
Los alumnos de las clases tienen derecho a permanecer en la milonga sin costo adicional.
Teléfono: 4779-0030 (atención telefónica de martes a sábados de 14:30 a 19:30hs) Días de milonga: Miércoles, Viernes, Sábados y Domingos. Horarios: Entre las 23:30 y las 06:00 horas.

La Viruta Tango
La Viruta Tango

La Viruta Tango
A la Viruta suele acudir gente jóven

Club Gricel

Dirección: La Rioja 1169 – San Cristóbal

Una de las milongas más clásicas de la ciudad, muy elegida por su piso de parquet, su gran pista y la ubicación de mesas “a la redonda” que permite estar atento a todo lo que sucede en el lugar. Con mucho color rojo en su decoración y su característico cartel de Neón del “Club Gricel” tiene una ambientación que recuerda a los famosos reductos de los años ´50.
Allí pueden consumirse todo tipo de bebidas y comidas ligeras como sandwiches, pizzas o empanadas.
El día viernes es el elegido por los milongueros más expertos.
Hay clases todos los días en distintos horarios.
Días de milonga: viernes, sábados y domingos Horario: Viernes y sábados desde las 23:00 y los domingos desde las 21:00 horas

Salón del Club Gricel
Salón del Club Gricel

Salón del Club Gricel
Espléndida velada en el Club Gricel

Niño Bien

Dirección: Humberto Primo 1462 – Constitución

Una de las milongas más tradicionales de Buenos Aires, que lleva por nombre el de un famoso tango que hace alusión al Niño Bien habitué de la milonga. Se trata de una pista de expertos, donde los novatos no tienen cabida. Hay un gran nivel de baile, y es la milonga preferida de los días jueves por los más famosos milongueros. Si bien también se dan cita los jóvenes, que suelen lucir una ropa informal, generalmente reina la producción especial en la vestimenta y el arreglo que no descuida ningún detalle.
Es un salón de grandes dimensiones que suele agotar su capacidad.
A las 21:00 horas se dicta una clase, y a partir de las 23:30 se abre la milonga, que alcanza su esplendor entre la 01:00 y las 02:00 de la mañana.

Cartel de Niño Bien
Cartel de Niño Bien

Cartel de Niño Bien
Fachada exterior de Niño Bien

Cartel de Niño Bien
Escaleras

Cartel de Niño Bien
Interior de Niño Bien

Café Tortoni

Dirección: Av. de Mayo 825 – Monserrat

El café Tortoni fue fundado en el año 1858 por un francés de apellido Touan en homenaje al Tortoni parisino en la intersección de las calles Esmeralda y Rivadavia. Recién por los años 1880 se cruzó de vereda para ocupar el lugar donde hoy sigue haciendo gala de su prestigio y de su historia.
Su decoración guarda la magia y la calidez de su origen gracias a sus mesitas de mármol, sus sillones característicos, su cielorraso de vitraux y todo ese universo de detalles que hacen del Tortoni ese lugar acogedor donde parar obligadamente cada vez que uno pasa por allí.
Entre los años ´20 y ´40 fue motor de una destacada actividad artística en la famosa Peña del Tortoni, donde hoy se encuentra su actual bodega. La misma era frecuentada por grandes personalidades del quehacer nacional, entre los que se destacan Benito Quinquela Martín, Alfonsina Storni, Marcelo T. De Alvear, Luigi Pirandello, Federico García Lorca, Xul solar, y Juan de Dios Filiberto, entre otros.
Actualmente en su bodega, y en una salita privada al final de su salón se realizan conciertos de distintas expresiones del jazz y del tango.

  border=
  border=
  border=

La Esquina de Anibal Troilo

Dirección: Paraguay 1500 – Recoleta

Cuenta la leyenda que este bar fue fuente de inspiración de varios tangos del genial Aníbal Troilo, ya que aquí pasaba largas horas, ensayando borradores de partituras. De allí que esta equina lo recuerda llevando su nombre.
De lunes a viernes funciona como un típico bar porteño y los viernes y los sábados por la noche se transforma en un restaurante que ofrece un espectáculo de tango de nivel internacional.
El lugar está decorado con fotos del gran bandoneonista, objetos que lo recuerdan, sus manuscritos, y algunas partituras de sus tangos.

  border=
  border=

Bar 12 de Octubre

Dirección: Bulnes 331 – Almagro

Nació como almacén en 1930 y siempre mantuvo este nombre. Pero popularmente se lo conoce como el bar de Roberto, su dueño, quien hace de este lugarcito una casa abierta para los amigos. Tiene la calidez de su anfitrión en sus formas y sus rituales. Su pasión por la literatura es visible en una biblioteca con libros a la mano para todos aquellos que deseen detener el tiempo en la lectura de una poesía. También guarda viejas botellas de bebidas añejas que acumularon tanto polvo como leyendas de los viejos parroquianos que paraban a tomarse una ginebra en su camino hacia al mercado del abasto. Por las tardes, los amigos del barrio se trenzan en una partida de cartas. Y entre el jueves y el domingo las noches reviven la bohemia de antaño con la gente joven que llega buscando la verdad más genuina del tango. Alli viejos cantores cantan a capella algunos clásicos y esas perlitas de tangos olvidados que son coreadas y celebradas por el público asistente. Un lugar genuino donde la simpleza bien porteña celebra un ritual en su ceremonia de encuentro.